Brios Force®

Brios Force®

La disfunción erectil.

La disfunción eréctil es un problema en la erección conocido también como impotencia y este se presenta con mayor incidencia entre los 35 y los 70 años de edad y es mucho más frecuente de lo que se puede imaginar porque 3 de cada 10 hombres la padecen pero no la comentan ni la tratan y cada vez se ha detectado personas jóvenes con disfunción eréctil con mayor frecuencia.

La disfunción eréctil o impotencia en casi todos los casos es tratable, pero se debe acudir con un Urólogo.

La disfunción eréctil impide una relación plena de pareja y es uno de los principales enemigos de la vida en pareja.

Es recomendable acudir al especialista si alguna vez ha pasado por tu mente lo siguiente:

– No puedo o me es difícil mantener una erección hasta lograr complacer a mi pareja

– Logro penetar pero no logro mantener la erección.

– De un tiempo para acá me es difícil o imposible lograr una buena erección.

– Por falta de rigidez en mi erección ya no logro penetrar a mi pareja.

 

La disfunción eréctil se da cuando de manera persistente no se logra una adecuada erección que sea suficiente para tener una relación sexual.
Esta patología se conoce comunmente como impotencia y puede causar en el hombre desde una disminución en su confianza hasta una depresión. Lo peor de todo es que puede mermar la relación de pareja y comprometer hasta la vida familiar ya que la impotencia puede ser algo considerado como grave por el hombre.

Es frecuente pensar que la disfunción eréctil es de una incidencia baja pero lo que en realidad sucede es que los hombres la ocultan porque las cifras son verdaderamente altas y alarmantes, se considera que al rededor del 50% de los hombres mayores de 40 años la padecen en uno u otro grado de importancia.

Actualmente la disfunción eréctil es tratable en la mayoría de sus casos pero el punto es que todo hombre que la padece debe acudir con un experto lo más temparanamente posible.

En la erección participan factores derivados del sistema nervioso y de los vasos sanguíneos. El pene tiene una especie de esponja llena de vasos sanguíneos que al irrigarse se saturan y generan la erección, de tal manera que cuando no hay una buena erección es porque no hay una buena irrigación de los vasos sanguíneos del pene. Y contra lo que se creía, la edad no es un factor determinante ya que aún en la vejez se pueden tener erecciones.

Las causas más frecuentes de la disfunción eréctirl son:

– Hipertensión

– Hipercolesterolemia (colesterol elevado)

– Endurecimiento de arterias

– Traumatismos en el sistema nervioso

– Esclerosis múltiple

– Cirugías de próstata y colon

– Ansiedad

– Estrés

– Trastornos hormonales

Por todo lo anterior, es muy importante que ante la presencia de la disfunción eréctil se deba acudir al Urólogo.

Prevenga la disfunción eréctil:

– No fume

– No consuma alcohol

– No use drogas

Si usted no padece de disfunción eréctil pero necesita una ayudadita recuerde la pastillita azul y el chicle azul.

A %d blogueros les gusta esto: